La enfermedad espiritual

La enfermedad espiritual

«Que El, el Dios de la paz, os santifique plenamente, y que todo vuestro ser, el espíritu, el alma y el cuerpo, se conserve sin mancha hasta la Venida de nuestro Señor Jesucristo». (I Tesalonicenses 5:23). En este texto, el apóstol nos presenta, desde su visión...